Manejo de lechones

Suministro de Hierro en los Lechones 

Hierro en lechones

Hierro en lechones

Importancia de Hierro en los Lechones

El hierro es necesario para prevenir la anemia de los lechones. La anemia deficiencia de hierro se desarrolla rápidamente en los lechones que se amamantan, debido a: las bajas reservas de hierro en los porcinos neonatos, a las deficiencias de hierros en el calostro y leche, a la falta de contacto de con la tierra y el crecimiento rápido de los lechones. Sin acceso al suelo, la anemia puede desarrollarse temprano, como a los cinco días después del nacimiento.

Le puede interesar  Manejo de lechones

En lechones de 2  a 3 dias de edad, el hierro se suministra por via parental aplicando 200 mg a cada lecho. Lea cuidadosamente la etiqueta para conocer la concentración de hierro del producto que se esta utilizando, porque las presentaciones comerciales inyectables están disponibles en concentraciones de 100 y 200 mg de hierro/ml., de esta forma se decide si aplica 1 o 2 ml. No se recomienda de aplicar sobredosis.

El hierro se administra el los musculos  de cuello del lechon, usando una jeringa esteril y agujas calibre 21 o 20 de  una y media pulgadas. La inyección se aplica en el cuello para evitar posibles daños y cicatrices en el muslo, también para evitar que queden manchas de hierro en las canales.

La aplicación debe tener por lo menos las condiciones mínimas de asepsia, por esto, el hierro es retirado del frasco con una aguja distinta a la que se usa para la aplicación , esta por lo general es calibre 16 o 18.

Si el sitio de inyección esta sucio, límpielo con un antiséptico antes de inyectar. Sea cuidadoso de no inyectar en la zona de la columna vertebral. Hale o estire la piel hacia atrás con su dedo o doble hacia un lado del cuello del lechon antes de insertar la aguja. Inserte la aguja perpendicular al sitio donde va a inyectar.

Si usted hala o enrolla la piel hacia atrás con sus dedos o dobla el cuello del lechon para estirar la piel de manera apropiada, al retirar la aguja, la piel ayudara a sellar el sitio de la inyección y el reflujo será minimo. Si es necesario, considere hacer presión en el sitio de la inyección momentáneamente para prevenir o reducir la devolución del liquido. Asegurese de inyectar el hierro en el musculo, que no sea solo debajo de la piel.

No es recomendable mezcla medicamentos inyectables como antibióticos, vitaminas y hierro.

Te invitamos a suscribirte aqui para que no te pierdas ningún contenido .

Mas artículos sobre manejo de lechones aquí

1 Comment

  1. Francisco sierra Espinoza

    Gracias

Leave a Reply

Aviso Legal

Política de Privacidad

Política de cookies

Theme by Anders Norén